Unidades de estado sólido (SSD)

Almacenamiento de datos basado en flash que prioriza la velocidad, la confiabilidad y la eficiencia energética para el hogar, el estudio y el centro de datos, entre otros.

¿Por qué conviene utilizar discos SSD?

Velocidades rápidas de lectura hasta 7300 MB/s1,2,*

Capacidades hasta 4 TB3 para determinados discos SSD para el consumidor*

+15 TB

Capacidades hasta 15,36 TB3 para determinados discos SSD para centros de datos4,*

Discos SSD en factores de forma internos, externos y portátiles

* Solo se aplica a modelos seleccionados.

Obtenga más información sobre los discos SSD

Los discos SSD no dependen de discos giratorios ni brazos mecánicos. En cambio, están hechos de células de memoria flash, agrupadas en chips de memoria flash, con un controlador que organiza la forma de escritura y lectura de los datos en estos chips.

Tipos de discos SSD

Discos SSD internos

Los discos SSD internos se alojan cerca de la CPU y utilizan conexiones SATA o PCIe® para transferir datos a altas velocidades. Utilice los discos SSD internos para los siguientes casos:

  •  
    Juegos de PC y PlayStation®
  •  
    Caché rápido para NAS
  •  
    Almacenamiento en centros de datos de baja latencia

Discos SSD externos

Los discos SSD externos se conectan mediante Thunderbolt™ o USB para admitir flujos de trabajo de alto rendimiento, todo con alimentación de AC. Utilice los discos SSD externos para los siguientes casos:

  •  
    Actualizar su computadora
  •  
    Editar contenido en posproducción
  •  
    Crear un sistema de almacenamiento RAID

SSD portátil

Los discos SSD portátiles son discos compactos y duraderos que se alimentan por USB, lo que los hace ideales para llevar su contenido a todos lados. Utilice los discos SSD portátiles para los siguientes casos:

  •  
    Hacer copias de seguridad en la computadora personal
  •  
    Obtener un almacenamiento profesional resistente
  •  
    Expandir su biblioteca de juegos

Discos SSD en el blog